Actividades didácticas en el Museo de Huesca

Siguiendo la línea establecida por el ICOM (Consejo Internacional de Museos), en todas las definiciones vigentes de lo que son y deben hacer los museos, la difusión y la comunicación se convierten en funciones principales. Dar a conocer el patrimonio que conservamos utilizándolo como recurso didáctico es una tarea ardua pero a la vez sumamente gratificante.

En el Museo de Huesca tenemos la suerte de contar con unas auténticas especialistas como son nuestras compañeras de la asociación El Laboratorio del Arte.

Además de encargarse de llevar a cabo las actividades para escolares de todos los ciclos (Infantil, Primaria, Secundaria y Bachillerato), adaptadas a la edad de los alumnos y el desarrollo curricular de los mismos, se contempla la posibilidad de adaptarlas para otros niveles formativos, así como para alumnos con necesidades especiales.

A lo largo del curso escolar, son muchos los alumnos de diversos centros de Huesca y su provincia, entre otros, los que se acercan a nuestro museo para ilustrar o completar los temarios que han visto en las aulas de una forma lúdica y diferente.

Otro aspecto importante que desde el Museo de Huesca deseamos promover es la educación no formal dirigida a todos los públicos y dentro de esta, tenemos especial interés en ofrecer actividades para familias cuyo objetivo es fomentar el interés por el arte de los niños y niñas de 0 meses a 12 años, así como de sus familias. Para ello se crea un espacio-museo donde pueden socializar, comunicar, experimentar, descubrir, crear con libertad, pensar, sentir, captar, imaginar… en familia. Todo ello, a través de actividades enfocadas a aprender divirtiéndose y estimulando la inteligencia creativa desde edades tempranas.

Estas actividades orientadas a las familias gozan de gran éxito y tenemos que colgar el cartel de completas a las pocas horas de difundirlas.

En este mes de noviembre se está llevando a cabo una nueva actividad para familias titulada “Bienvenidos a la Edad Media” en la que nos adentramos en el mundo medieval dando especial protagonismo a una de las piezas más emblemáticas del museo, el Tiraz de Colls.

Niños y niñas de edades tempranas y hasta doce años, junto a sus familias, se convierten en reyes, reinas, nobles, hadas, dragones, soldados… lo que quieran, mientras recorren las salas del museo dedicadas a la época medieval junto a una mensajera del rey algo despistada y a la que, entre todos, tienen que ayudar a realizar el trabajo encomendado por su monarca. A través de la observación, la diversión y el juego están aprendiendo algunas técnicas artísticas de la época y, sobre todo, los soportes que se utilizaban como la madera, los tejidos y la piedra.

El recorrido por salas finaliza con un taller relacionado con lo visto, uno muy sensorial para los niños y niñas de edades muy tempranas y otro que requiere mayor concentración y habilidad artística a partir de 3 años en adelante, buscando siempre que sea una experiencia positiva, emocionante y enriquecedora para todas las familias que nos visitan.

Viendo las imágenes, no nos cabe ninguna duda de que cumplimos los objetivos propuestos. Si tenéis ganas de participar, seguid con atención nuestra web porque repetiremos en enero y en los próximos días propondremos actividades de Navidad para familias.

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *