Las pajaritas de Ramón y de Huesca

“En realidad he conocido a Ramón Acín por amor a una escultura. Esta escultura se convirtió en fetiche infantil, símbolo del perdido jardín de las delicias, icono fijado para siempre en la fervorosa nostalgia, resumidor incluso del sensual vuelco de la mirada. Desde mi infancia, este monumento ha permanecido en la memoria como un símbolo de mi ciudad natal, como un espacio feliz y central cuyo recuerdo se impregnó más tarde, en el conocimiento de la historia, de un contenido trágico”.

Antonio Saura

Boceto de "Las Pajaritas"

Boceto de “Las Pajaritas”, Ramón Acín, NIG 05774. Foto: Fernando Alvira

Con motivo de la iniciación del procedimiento para la declaración del monumento de “las Pajaritas” como Bien de Interés Cultural, desde el Museo nos unimos a la celebración y alegría que tal noticia nos aporta.

Tal como indica su anuncio en el Boletín Oficial de Aragón, el Patrimonio Cultural de Aragón está integrado, tal y como lo regula la Ley 3/1999, de 10 de marzo, del Patrimonio Cultural Aragonés, por todos los bienes materiales e inmateriales relacionados con la historia y la cultura de Aragón que presenten interés antropológico, antrópico, histórico, artístico, arquitectónico, mobiliario, arqueológico, paleontológico, etnológico, científico, lingüístico, documental cinematográfico, bibliográfico o técnico, hayan sido o no descubiertos y tanto si se encuentran en la superficie como en el subsuelo o debajo de las aguas.

La ley prevé, en su artículo 11, tres categorías de protección para los bienes integrantes del Patrimonio Cultural Aragonés: Bien de Interés Cultural, Bien Catalogado y Bien Inventariado. De éstos, los Bienes de Interés Cultural son definidos por el artículo 12 de la ley como los bienes más relevantes del Patrimonio Cultural de Aragón. Esta categoría de protección comprende, a su vez, dos figuras de protección para los bienes inmuebles: Las figuras de Monumento y la de Conjunto de Interés Cultural. La figura de Monumento es definida en la ley como la construcción u obra producto de la actividad humana, de relevante interés histórico, arquitectónico, arqueológico, artístico, etnográfico, científico o técnico, con inclusión de los muebles, instalaciones y accesorios que expresamente se señalen como parte integrante del mismo. En este caso la figura de protección de monumento es la que mejor se adecua al monumento a “Las Pajaritas” de Ramón Acín.

Ramón Acín proyectó estas dos pajaritas durante sus años como profesor de dibujo en la Escuela de Maestros de Huesca. De aparente sencillez en sus líneas, inspiradas en los plegados del papel para la realización de una pajarita, este monumento evoca el movimiento racionalista del contexto histórico y a su vez es inspirador y precursor del minimalismo que llegaría años después.

En el Museo de Huesca, contamos entre nuestras colecciones con un importante fondo de Ramón Acín y entre ellas destacamos las dos pequeñas pajaritas realizadas en chapa de hierro, germen del monumento que se encuentra en el Parque Miguel Servet. Se encuentran en la sala dedicada a la figura de Acín. Además contamos con fotografías y dibujos con estas dos pequeñas aves de papiroflexia como protagonistas, sin duda una obra importante dentro de la trayectoria del artista oscense.

Pajaritas. Ramón Acín. Hierro. 1928. NIG. 04313. © Foto Fernando Alvira. Museo de Huesca.

Pajaritas. Ramón Acín. Hierro. 1928. NIG. 04313. Foto Fernando Alvira

 

Presentadas sobre grandes bloques de hormigón coloreado, el conjunto estaba diseñado para contener agua y ser un monumento-fuente. Ramón quiso que “las pajaritas” fueran un monumento dedicado a los niños. Como artista, pedagogo, padre y hombre de fuertes convicciones políticas creía en la construcción de un futuro mejor basado en la educación y en la transmisión de valores tan importantes como la libertad o la paz, valores que estas dos grandes aves de metal transmiten desde hace casi 90 años.

El monumento fue instalado en el recién ajardinado parque Miguel Servet, tres siglos antes éste era el lugar donde se encontraban los afamados jardines de Vicencio Lastanosa llenos de estatuas, antigüedades y laberintos vegetales.

Sin duda se trata de un bello regalo que la ciudad de Huesca ha acogido y disfrutado durante sus casi 90 años de existencia, varias generaciones de niños han podido jugar y crecer junto a estas dos grandes figuras enfrentadas convirtiéndose en uno de los símbolos de la ciudad.

Familia Acín ante la Fuente de Las Pajaritas (Fot. Fdo. Alvira, MdH)

Familia Acín ante “Las Pajaritas” NIG 04439

Como curiosidad, os contamos también que se trata del primer monumento en el mundo, inspirado en los plegados de papiroflexia, años antes del monumento dedicado a Sadako Sasaki, la niña japonesa que sufrió las terribles consecuencias de la bomba de Hiroshima. Dos historias que nos hablan sobre hombres y mujeres de paz a través de la construcción de aves con alas de papel.

Desde estas líneas os invitamos a visitar el monumento y a descubrir más cosas sobre la figura de Ramón Acín visitando nuestras salas.

 

Anuncio del Boletín Oficial de Aragón sobre el inicio del procedimiento

Fragmento del documental Tizas en los bolsillos. Ramón Acín, el incorregible hombre bueno realizado por Emilio Casanova (en fase de producción)

Fundación Ramón y Katia Acín

 

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *